El problema es de la Argentina porque no hay reglas de juego clara

Fuente: La Gaceta
Sabado 02 de Mayo de 2015 

El DT de la EEAOC, Daniel Ploper advirtió sobre los riesgos de no usar semillas fiscalizadas. Investigación El productor y diputado nacional Juan Casañas dijo que la Cámara Baja no dicta las leyes necesarias

El ingeniero agrónomo, productor agrícola tucumano y diputado nacional Juan Casañas también opinó sobre el cobro de regalías de Monsanto en el programa radial “Azúcar, limón y algo más”, por Radio Universidad.

- ¿Cuál es la visión que tiene?

- A mí me parece que esto de la tecnología ha ido avanzando en forma acelerada. Hay empresas que ponen muchos millones de dólares para brindar un producto que tiene una carga tecnológica importante, que da un resultado agronómico y económico. Me parece lógico que cobren su cuota parte, que tengan un resarcimiento por lo que invierten. Lo que no estoy de acuerdo es que venga una empresa nacional o internacional y que tenga el poder de policía de controlar. Ahí falta que nos pongamos de acuerdo; falta una legislación adecuada que, desafortunadamente, no camina. 

- ¿Qué sucede en la Comisión de Agricultura de Diputados?

- En la Comisión, donde soy vicepresidente, nos hemos reunido en 2014 en tres oportunidades y discutido proyectos de resolución como el Día de la Yerba Mate, el Día del Árbol Bicentenario, que está en Salta, y temas similares. Desafortunadamente, no nos hemos sentado a discutir, a pensar de que hay proyectos de ley -que hemos presentado-, que son temas importantes y que no hemos discutido. Luis Basterra que es el presidente de las Comisión, es un técnico calificado, trabajó mucho tiempo en el INTA, conoce de los temas del agro, pero evidentemente debe tener alguna orden superior para que este tipo de cosas no se debatan, y por eso no avanzamos con nada importante.

- ¿Y qué hizo Monsanto?

- Al quedar vacío ese espacio de debate y de definición de leyes, Monsanto toma protagonismo y dice “yo controlo las plantas y el productor me tiene que pagar tanto y controlo cuando se venden las bolsas”. El productor dice que sí paga la regalía, pero ¿cuánto es ese valor? Por eso, Monsanto no puede poner las reglas de juego, todo tiene que estar legislado. Por eso, en la Comisión de Agricultura de Diputados de la Nación tenemos que discutir estos temas. De allí deberían salir las leyes nacionales que respeten tanto a las empresas privadas que ponen sus recursos, como al productor que hace su planificación, y esas leyes no salen. Soy muy crítico de la conducción de Basterra, porque el Congreso no está cumpliendo el rol que debe tener. Entonces, faltan una serie de leyes y de debates dentro de la comisión adonde podemos llevar a los productores, a las entidades gremiales del campo, a las entidades gremiales de los trabajadores, a Monsanto y todas las empresas similares, porque debemos solucionar estas cuestiones. No debemos quedarnos fuera de toda esta tecnología que se viene descubriendo, que son eventos que permiten un salto cuantitativo y cualitativo en cuanto a la producción, porque cuando producimos más se entregan mayores ingresos, que luego se volcarán en políticas de redistribución, etc. Entonces, es un problema de la Argentina la falta de reglas claras