HLB. Mejor aprender a mirar

EEAOC-12-12-2014

Entrenamiento y servicio

EL OJO ALERTA. NUEVA ETAPA

 

Este jueves 11 de diciembre tuvo lugar en el auditorio del Centro de Innovación e Investigación para el Desarrollo Educativo, Productivo y Tecnológico (CIIDEPT) del Ministerio de Educación de Tucumán, la entrega formal de los Certificados de Aprobación del curso para la formación de Auxiliares de Vigilancia Fitosanitaria, al primer contingente de estudiantes de escuelas secundarias de áreas citrícolas del territorio provincial entrenados por la EEAOC al efecto.

 

 Especializados en este caso en la detección de síntomas y del insecto vector de HLB, la grave enfermedad que amenaza hoy a la citricultura de todo el país, los primeros estudiantes formados en el marco del Proyecto El Ojo Alerta recibieron de parte de las autoridades presentes su correspondiente certificación  habilitante.

Estuvieron presentes junto a los alumnos y docentes de las escuelas participantes del programa, la Sra. Ministro de Educación Prof. Silvia R. de Temkin, el Ministro de Desarrollo Productivo, Ing. Jorge Feijóo, La Sra. Directora de Educación Media Prof. Silvia Nuñez de Laks, el Director de Educación Técnica y Formación Profesional de la provincia Ing. Nestor Mario Ávila, el Director Técnico de la EEAOC, Dr. Daniel Ploper, La Sra Gerente de la Asociación Tucumana del Citrus, Ing. Paula Rovella, el Subscretario de Empleo Jorge Domínguez y la dueña de casa, Directora Académica del CIIDEPT, Lic. Roxana Laks.  



 
Avanzados acuerdos con el sector productivo a través de la Asociación Tucumana del Citrus para la incorporación de estos estudiantes a la tarea mancomunada de prevención encarada en la provincia por todos los sectores involucrados, abren una nueva etapa en el desarrollo de este Programa de entrenamiento profesional e inclusión laboral así en curso, en el que, a favor de la prevención fitosanitaria, concurren las voluntades del Ministerio de Educación, el Ministerio de Desarrollo Productivo y la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres. En este caso concreto, para dar respuesta a una imperiosa necesidad de la actividad citrícola provincial.