Mancha negra de los cítricos

Cítricos a Europa 

PAÍSES EXPORTADORES RESPONDEN DICTAMEN DE LA UE

Respuesta del Grupo de Expertos de la Argentina, Brasil, Sudáfrica y EE.UU. al último dictamen científico de la EFSA sobre el riesgo de introducción de Phyllosticta citricarpa (agente causal de la mancha negra de los cítricos) al territorio de la Unión Europea a través del comercio internacional.

El caso

La Autoridad Europea en Seguridad Alimentaria (EFSA, por sus siglas en inglés) publicó el 31 de julio de 2013 un borrador de su dictamen científico sobre el riesgo de Phyllosticta citricarpa - Guignardia citricarpa (agente causal de la mancha negra de los cítricos) para el territorio de la Unión Europea (UE). Asimismo, invitó a la comunidad científica y a los interesados a presentar su opinión al respecto hasta el día 12 de septiembre de 2013.

El contenido de dicho documento y la instancia de la invitación a opinarlo, motivó una reunión especial del denominado Grupo de Expertos en mancha negra de los cítricos –integrado por representantes científicos de la Argentina, E.E.U.U. Brasil y Sudáfrica-  y su consecuente respuesta en oposición a los contenidos precautorios del citado documento.

El dictamen y sus implicancias

El dictamen científico de la EFSA incluyó la evaluación del riesgo de plagas para Phyllosticta citricarpa, la identificación y evaluación de la eficacia de diferentes opciones de reducción de riesgo y, puntualmente,  una evaluación de la eficacia de los actuales requisitos de la UE para reducir el riesgo de introducción de este organismo nocivo en su territorio. En su análisis determina como probables vías de ingreso del patógeno a las plantas cítricas y los frutos cítricos con y sin hojas que ingresan a la UE por el comercio internacional, como así también los que pudieran ingresar en forma ilegal.

Si bien la EFSA considera que el riesgo -entrada del patógeno, su diseminación hacia un hospedero susceptible y el establecimiento de la enfermedad en las áreas productoras de cítricos de la UE-  es "moderadamente probable" y que, dependiendo de las variedades cítricas que pudieran llegar a infectarse, las consecuencias serían mínimas o moderadas, el dictamen tiene directa incidencia en los intereses tanto de la Argentina como de otros países productores y exportadores de cítricos del hemisferios Sur e incluso de los EEUU.  La mancha negra está presente en estos países y sus frutos tienen en Europa varios de sus habituales destinos.

Por tal motivo, el citado grupo de Expertos, reunido en la ciudad de Fort Pierce (Florida, EE.UU.) durante los días 29 y 30 de agosto de 2013 elaboró un documento-respuesta conjunto consolidando opiniones de grupos regionales constituidos en cada país, que fue luego elevado a la EFSA. Basado en la experiencia científica de sus miembros y en los antecedentes bibiográficos obrantes, el documento identifica errores de hecho, omisiones y diferencias en la evaluación europea y pone de manifiesto el fuerte desacuerdo general con sus argumentos. 

La sólida respuesta del Grupo de Expertos puede resumirse en las siguientes consideraciones.

Propagación de la enfermedad a nuevas áreas


- No existen antecedentes de que la mancha negra de los cítricos se haya propagado a nuevas áreas a través de frutas (sin hojas) infectadas.
- La única forma en la que la mancha negra de los cítricos se ha propagado a nuevas áreas ha sido a través del movimiento del material vegetal de propagación infectado.

Condiciones ambientales para el desarrollo de la enfermedad

La mancha negra es una enfermedad de los cítricos que se cultivan bajo condiciones subtropicales y tropicales con una amplia distribución global. La enfermedad no se ha establecido en zonas de clima mediterráneo a pesar del movimiento de frutas y/o material vegetal desde áreas con la enfermedad. Tal es el caso de Australia donde hubo más de 100 años de movimiento no reglamentado de frutas y material vegetal. Lo mismo ocurre en Sudáfrica donde hubo más de 50 años de movimiento no regulado de plantas y 84 años de movimiento de fruta desde las zonas endémicas de mancha negra hacia las áreas no endémicas. Otra evidencia es el comercio de fruta cítrica desde países endémicos de mancha negra hacia la UE por más de 20 años sin que la enfermedad se haya establecido en los países europeos productores de cítricos.

Daños y consecuencias de la enfermedad

El Grupo coincide en que la EFSA (2013) no ha enfocado a la enfermedad mancha negra de los cítricos en la perspectiva correcta. La EFSA hace mención de la severidad de la enfermedad y de la pérdida de rendimiento que causa la misma en base a reportes de Brasil, en condiciones de manejo de lotes cítricos para industria que incluyen mínimos tratamientos con fungicidas en campo.
La mancha negra de los cítricos es principalmente una enfermedad cosmética que causa manchas en la cáscara de la fruta y es severa sólo en condiciones climáticas muy favorables y en combinación con la ausencia general de Buenas Prácticas Agrícolas de producción comercial de cítricos. Sólo bajo tales condiciones el nivel de daño y la caída prematura de la fruta puede tener un impacto económico y causar una reducción del rendimiento.
La enfermedad puede controlarse con alta eficacia con cuatro a cinco aplicaciones de fungicidas en quintas bien manejadas. La EFSA menciona que son necesarios programas de aplicación que cubran seis a siete meses los frutos desde su cuaje sobre la base de referencias de Brasil y Ghana. Ambas regiones se caracterizan por tener condiciones continuas de altas temperaturas, altas precipitaciones y alta humedad, diferentes a las condiciones de Sudáfrica, la Argentina y Australia, y mucho más aún de áreas de la UE, por lo que resulta inapropiado extrapolar la situación de Brasil y Ghana a la UE.

Lima Tahití (Citrus latifolia) como vía de ingreso del patógeno a la UE

 - La EFSA incluye en el análisis a la lima Tahití siendo que nunca se han reportado síntomas de mancha negra en esta especie.

Metodología de análisis de riesgo

 
- La metodología analítica de la EFSA es exclusivamente cualitativa y excluye la investigación cuantitativa y los eventos biológicos completos resultando en un enfoque fundamentalmente defectuoso. 
- La EFSA utiliza el principio de incertidumbre cuando esto no es apropiado dentro de una evaluación cualitativa.

Establecimiento de la enfermedad en la UE


- Con respecto a la mención de la EFSA de las intercepciones de fruta con síntomas en los puertos de entrada de la UE, la detección del agente causal de la mancha negra en la fruta que llega a la UE no indica automáticamente que represente una amenaza para la infección o el establecimiento de la enfermedad en dicha área. Para que la enfermedad pueda ser endémica, el patógeno debe estar viable, madurar, esporular, dispersarse, alcanzar un hospedo en estado susceptible y establecerse como enfermedad. El principal inóculo de la enfermedad (esporas sexuales que son transportadas por aire) no se desarrolla en los frutos. En los frutos sólo desarrollan las esporas de origen asexual que además de tener una viabilidad limitada en el tiempo, pueden sólo diseminarse a cortas distancias debido a que son transportadas por agua (por salpicadura). Para que la enfermedad se produzca, el inóculo debe estar en contacto con el hospedero susceptible y deben darse las condiciones climáticas adecuadas para que cada proceso pueda realizarse. La conclusión de la EFSA (2013) que la mancha negra "tiene un potencial de establecimiento" no está justificado por las referencias científicas. Todas las referencias disponibles indican que no hay riesgo de establecimiento. Una secuencia de acontecimientos improbables tendría que ocurrir para que haya alguna posibilidad de que los cítricos importados den lugar a la infección de las plantas cítricas en la UE.


- La experiencia conjunta del Grupo de Expertos da un alto nivel de confianza en las observaciones realizadas al documento. Aún así, si la comprensión de la mancha negra del Grupo de Expertos estuviera equivocada y la enfermedad se estableciera en la UE, esto sólo sería en pequeñas partes fragmentadas de la UE donde las condiciones climáticas son demasiado marginales como para inferir que la mancha negra pueda causar un impacto económico significativo para dicha área.

Consideraciones finales del Grupo de Expertos



-
En resumen, el Grupo de Expertos no coincide con la evaluación del riesgo de la EFSA (2013) en base a la opinión y la experiencia de los especialistas que lo integran y a la información científica disponible. Las razones son que la fruta no constituye una vía de riesgo real para la entrada (incluyendo la infección, de acuerdo con el enfoque de la EFSA) del patógeno a la UE y por lo tanto el riesgo de entrada es altamente improbable (insignificante). Asimismo, el riesgo de establecimiento de la enfermedad en la UE, evaluado tanto en forma aislada como en combinación con la entrada, es muy poco probable (insignificante) a improbable, debido a la necesidad de que se presenten condiciones ambientales favorables para la secuencia de eventos necesarios para el establecimiento de la enfermedad (infección inicial e infecciones estacionales posteriores) en condiciones climáticas predominantemente inadecuados para la mancha negra de los cítricos como las de la UE.


- Las áreas de riesgo y las evaluaciones sobre las consecuencias del establecimiento de la mancha negra en la UE se han sobredimensionado en gran medida debido a varios errores técnicos y de juicio como se ha comentado en las secciones anteriores, que incluye la extrapolación a la UE de situaciones que se presentan en áreas subtropicales.

- Por todo lo expresado anteriormente, el Grupo de Expertos no está de acuerdo con la evaluación y recomendaciones para las opciones de reducción de riesgos de la EFSA (2013), ya que son desproporcionadamente restrictivas. Considera además que las actuales medidas de la UE para países con mancha negra de los cítricos son de igual modo inadecuadamente restrictivas, limitando las exportaciones de fruta cítrica de gran parte del mundo hacia la gran mayoría de los estados miembros de la UE. Medidas que nunca han sido técnicamente justificadas según la definición de la Convención Internacional de Protección Fitosanitaria (CIPF), es decir, que no se admiten científicamente.

- El Grupo expresa su acuerdo con los análisis de riesgo realizados por Sudáfrica (EFSA Journal, 2008) y los EE.UU. (USDA, APHIS, 2010) los cuales concluyen que la fruta no es una vía real para la entrada y establecimiento de la mancha negra de los cítricos.

Integrantes del Grupo de Expertos 
(en negritas los nombres de quienes participaron de la citada reunión)

Sudáfrica

Vaughan Hattingh, Paul Fourie, Gerhardus Schutte, Elma Carstens, Hendrik le Roux del Citrus Research International (CRI), Mariette Truter (Agricultural Research Council), Lise Korsten (University of Pretoria), Christiaan R Kellerman (Professional Citrus Production Consultant), Stephanus Swart (Syngenta), Jakobus Serfontein (QMS Agrisciences), Mashudu Silimela (South African Department of Agriculture Forestry and Fisheries Directorate Plant Health), Ida Paul (Experico), Alice Baxter (South African Department of Agriculture Forestry and Fisheries Directorate Plant Health), Michiel Holtzhausen (Professional Citrus Export Regulation Consultant)

EE.UU.

Tim Gottwald y James Graham del U.S. Horticultural Research Laboratory, Agricultural Research Service, USDA; 



Brasil

Geraldo José Silva Junior y Renato Bassanezi de Fundecitrus, y Eduardo Feichtenberger del Instituto Biológico de San Pablo; Marcel Bellato Spósito (University of São Paulo, Piracicaba) y Armando Bergamin Filho (University of São Paulo, Piracicaba, Brazil)

Australia 


Andrew Miles, Department of Agriculture, Fisheries and Forestry de Queesland

Argentina

Gabriela Fogliata, Daniel Ploper y Hernán Salas de la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres (EEAOC), Fernando Carrera de la Asociación Fitosanitaria del Noroeste Argentino (AFINOA) y de la EEAOC.