Los arandaneros, preocupados

Fuente: La Gaceta
Martes 10 de Enero de 2017
Reclamo por el tope de kilos que deben levantar los cosechadores.
 
Como productores de arándanos estamos muy preocupados por la decisión unilateral de la Comisión Nacional del Trabajo Agrario (CNTA), al aprobar una resolución que reduce las condiciones de trabajo para los cosechadores de arándanos a 25 kilos por jornada, lo que pone en jaque a toda la actividad. Es algo que todavía no entendemos porqué sucedió”, señaló el presidente de la Asociación de Productores de Arándanos de Tucumán (Apratuc), Francisco Estrada, a través de un comunicado.
 
El agricultor sostuvo que les llama la atención que sin ningún tipo de consulta previa, desde el Ministerio de Agroindustria, mediante reuniones con el sindicato de la Uatre, “se haya sacado esta resolución sin la presencia de ningún dirigente del sector privado”. “Todo esto se realizó a espaldas del sector y de manera extemporánea, ya que según estudios realizados por diferentes organismos, incluso del Estado, se da como jornal una cosecha promedio diaria por persona de 40 kilos por día, un valor que el cosechero no tiene problema de cubrir en los momentos de cosecha del blue berry”, indicó Estrada.
 
El titular de Apratuc asegura que hay informes que fueron tomados por la AFIP para lograr el Índice Medio de Trabajo en arándanos cosechados, que “fueron apoyados con informes de técnicos del INTA y la Eeaoc que confirman los 40 kilos. No hay ningún sustento técnico en la decisión tomada por Agroindustria, por lo que como Apratuc rechazamos de plano dicha decisión que perjudica de manera muy profunda la actividad.
 
El comunicado agrega que “no se entiende esta decisión, que se contrapone a otras decisiones como los apoyos que tuvimos para hacer más eficiente la actividad desde este u otros organismos del Estado. Este tema de cosecha es algo que debe ser conversado desde otro ámbito y dentro de un convenio colectivo de trabajo y de la cual la CNTA no es competente, ya que tiene competencia en el salario y no en los cosecheros.
 

Finalmente, la entidad señala que en momentos en que hay una alta competitividad (sobre todo de productores peruanos) y que “debemos ser muy eficientes en producción, cosecha y transporte, sobre todo en lo referente a los mercados internacionales, nos topamos con esta novedad que sólo hará que se cierren campos en producción que están al límite de sus costos y se perderá una gran cantidad de mano de obra.