El Amaranthus es el problema más difícil que enfrentan los agricultores

Fuente: EEAOC publicada en La Gaceta
Sabado 22 de Octubre de 2016

Martín Marzetti, gerente de la Red de Malezas de la Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa (Aapresid), se refirió a la situación actual que presentan las malezas resistentes en nuestro país, como así también puso luz a los posibles escenarios futuros que se pueden presentar a mediano y largo plazo. “Puede observarse una tasa constante de aparición de resistencia s a nivel país, sobre las que se destacan las gramíneas sobre las latifoliadas”, aunque dentro de estas últimas debemos considerar al género Amaranthus como un problema más que considerable.

El profesional también hizo referencia a la situación que presentan los países vecinos, como una forma de evaluar el panorama de lo que puede avecinarse. Entonces, ¿”Que puede pasar? En primer lugar, que crezca el nú- mero de especies tolerantes, tan importantes como las especies resistentes”, lo que complicaría el manejo. “Segundo, que crezcan en superficie los biotipos que ya se nos presentan como resistentes”. “Tercero, que aparezcan nuevos biotipos resistentes a determinados grupos herbicidas”. Por último, “podría pasar que se produzcan nuevas resistencias en especies que ya eran resistentes a otros mecanismos de acción”, es decir que se dispare el número de resistencias múltiples. El especialista apuntó a que “hay que realizar manejos inteligentes que eviten la pérdida de efectividad de grupos de herbicidas”; se debe “ampliar el espectro de uso y/o combinar mecanismos de acción como herramienta para evitar las resistencias simples o múltiples”. Manejar especies anuales y perennes conociendo las diferencias que presentan entre sí, no generalizando su control. Lo que pase en un futuro ya sea dos, 10 o 20 años, depende del manejo que hagamos “hoy”. Resulta fundamental, en este aspecto, “la incorporación de diversidad como una estrategia de manejo; se puede citar por ejemplo el uso de los cultivos de cobertura, el manejo de fechas de siembra, la elección de cultivos”, etc. Se debe ser consciente de que el NOA es un escenario complejo por naturaleza, los cambios no van a ser fáciles pero sí intentables.