Actualización técnica de variedades de trigo

EEAOC-29/04/2016

REUNiÓN DE TÉCNICOS Y PRODUCTORES

Una variada concurrencia de productores participó de la primera Jornada de Actualizacion Tecnica de Variedades de  Trigo de la EEAOC de 2016, realizada el pasado 14 de abril en la sede central de Las Talitas.

La apertura estuvo a cargo del Ing. Mario Devani, Coordinador del Programa Granos. Del panorama agronómico se ocupó en particular el Ing Daniel Gamboa, Coordinador a su vez del Proyecto Trigo y Maíz. La Ing. Daniela Pérez Jefa de la Seccion Economía y Estadísticas, brindó por su parte un detallado informe de la situación antecedente en materia de costos, producción y rendimiento.

De lo allí vertido, sintetizamos a continuación lo más destacado.

Campaña 2015
El cultivo de trigo arrancó con una buena condición hídrica para su implantación. Las siembras fueron escalonadas a partir de tener disponibilidad de lotes provenientes de soja. El cultivo tuvo condiciones climáticas muy favorables en periodos críticos, situación poco frecuente en la región NOA (lluvias del mes de agosto). También hubo precipitaciones abundantes en el mes de noviembre, que afectaron la calidad de los granos en aquellos trigos de ciclo largo  sembrados tardíamente. Por último, los rendimientos alcanzados fueron compensatorios, pero  algunos lotes presentaron una calidad menor a la habitual.

Disponibilidad varietal
Hoy es amplia la oferta de cultivares de reciente liberación. De acuerdo a los principales criterios para la elección de variedades -potencial de rendimiento, estabilidad de los mismos, los ciclos, la sanidad y la calidad del grano- pueden considerarse como proveedores aceptables, entre otros, los semilleros Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA), Semillero José BUCK, KLEIN, BIO INTA y
DON MARIO.

Sanidad
Durante la campaña 2015 algunas variedades resultaron afectadas por la muy agresiva aunque poco frecuente enfermedad conocida como roya del tallo. También se detectaron daños producidos por el lepidoptero Spodoptera frugiperda.

Panorama económico
En Tucumán la superficie sembrada, la producción y el rendimiento fueron variables durante el último quinquenio. La mayor superficie,  137.638 ha, se dió en 2011; el resto de los años el área sembrada fue menor en porcentajes del 62%, 91%, 41% y 30%, en 2012, 2013, 2014 y 2015 respectivamente. La producción tuvo un comportamiento similar, registrándose el mayor volumen 183.059 t en 2011. En el resto de los años del período, el trigo producido en la provincia fue inferior al de 2011, en porcentajes del 76%, 95%, 30% y 26%, en 2012, 2013, 2014 y 2015, respectivamente.  El rinde también fue variable; el mayor rinde ocurrió en 2014; valores inferiores y parecidos entre ellos se dieron en los extremos 1,3 t/ha en 2011  y 1,4 t/ha en 2015 e inferiores a una tonelada por ha en 2012 y 2013.  

Los costos durante el mismo período -utilizando mínima tecnología: barbecho con glifosato y 2,4 D, la aplicación de un insecticida y la siembra de 45 kg/ha de semilla- variaron entre 111 y 141 USD/ha.
El  costo estimado para 2016, sin considerar impuestos ni estructura y teniendo en cuenta el uso de tecnología de mínima y un rinde esperado de 1,5 t/ha, sería de 186 USD/ha, un 8% inferior al de 2015. Para un planteo con uso de más tecnología -mayor densidad de siembra, aplicaciones de herbicida pre-emergente, insecticidas curasemilla, fungicidas, fertilizantes- y para una rinde esperado de 2,5 t/ha el costo sería de 300 USD/ha.

Los precios del trigo estuvieron afectados con un 23 % de derechos de exportación hasta diciembre de 2015, y durante una parte importante del ciclo 2011 y 2015  hubo periodos extensos sin cotizaciones locales.   El promedio del período fue de 162 USD/t con valores promedios anuales extremos de un 38% por arriba en 2013 y de 28% por debajo en 2011.

 

Entre 2011 y 2015 en la mayoría de los años con el trigo apenas se pagaron costos en Tucumán, ya que en cada campaña el rinde de indiferencia y el rinde promedio de la provincia estuvieron muy próximos.  El rango del  rinde de indiferencia, es decir las toneladas de trigo necesaria para pagar los costos, estuvo entre  0,8 y 1,7 t/ha. Para  2016, considerando un precio de trigo de 162 USD/t el rinde de indiferencia se ubicaría entre 1 t/ha y 1,6 t/ha, según la tecnología empleada. 

 

Participación
Durante la jornada los productores aportaron sus experiencias sobre control de plagas y se marcaron nuevas líneas de trabajo para la campaña 2016.