ALERTA: Reaparece en el NOA la roya de la soja

Fuente: El tribuno campo
Domingo 27 de marzo de 2016

Especialistas de la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres confirmaron la detección de la enfermedad en Salta, Tucumán y Catamarca.

La roya asiática de la soja reapareció en los últimos días en algunos campos del NOA y se encendió el alerta entre productores y técnicos. La presencia de la enfermedad fue confirmada por la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres (EEAOC), con base en Tucumán. La roya fue hallada en lotes en Bañado de Ovanta, Santa Rosa, Catamarca; Antillas, Rosario de la Frontera, Salta; Los Córdoba, departamento Río Chico, Tucumán .

Frente a esta problemática, Carlos Filipovich, coordinador de la Subunidad de Negocios NOA - Bolivia de Summit Agro, consideró que la aparición de la enfermedad en algunos lotes “a veces es promisoria, a pesar de los problemas que trae la roya, pero es indudable que indica las buenas condiciones climáticas para el cultivo de soja, que también son, lamentablemente, buenas condiciones para la aparición de esta enfermedad”.

Entrevistado en el programa Claves del Campo, que se emite por AM 840 Radio Salta, Filipovich indicó: “Hoy (la roya) empieza a aparecer en el norte, donde estamos en la etapa final del cultivo. Pero faltan unos días y, en general, por las condiciones climáticas, el productor está aplicando fungicidas y quizás, si tiene un lote con roya, tenga que hacer alguna aplicación más si todavía está en periodo reproductivo y no llegó a la madurez fisiológica de la soja”, indicó y agregó que en ese caso “les decimos que lleven los cultivos tratando de hacer los monitoreos y que estén atentos a las apariciones o los informes de la EEAOC sobre la región acerca de la aparición de roya”.

En este marco de condiciones con buenos índices de precipitaciones, Filipovich dijo que “se estaban haciendo preventivos en general -como los cultivos estaban muy buenos- para enfermedades de fin de ciclo se estaban aplicando”.

Además indicó que “en otras enfermedades, como mancha de hojas y demás, si hay aparición de roya, quizás se deba hacer una aplicación adicional o llevar bien el cultivo y el monitoreo”.

“No se olviden que en los años que hubo roya en nuestra región algunos productores se descuidaron en un momento del monitoreo y dejaron algunos kilos en el campo y, en algunos casos, kilos importantes por la no aplicación de fungicidas”, advirtió y señaló que por esta razón “hay que estar muy atentos. Siempre ante las enfermedades la prevención es lo mejor. Si uno está en un estadío de R3 o R4, hoy debería hacer una aplicación de fungicida, porque son condiciones muy buenas y la soja está muy linda”.

Consultado sobre la ventana de acción que tiene un productor en materia de monitoreo, el técnico de Summit Agro, destacó que “en general los productores de la zona NOA son productores con explotaciones de gran tamaño, entonces -en general- hoy las aplicaciones de fungicidas para enfermedades de fin de ciclo se hacen casi calendario”.

“En el caso de roya, la propuesta es que tiene que ser en forma más preventiva que curativa, el productor debería adicionar una aplicación más de forma preventiva para roya si todavía está en estadio R3-R4”, dijo.

Filipovich comentó: “En Summit Agro hace tiempo tenemos Race RM, un producto de una mezcla de metominostrobin con tebuconazol, que tiene como ventaja la combinación de metominostrobin, que es muy sistémico a diferencia de otros productos donde la acción es traslaminar; y tebuconazol que, si hay alguna pústula de roya, es un triazol curativo”.

“Esto hace que si yo me atraso con las aplicaciones, tengo por lo menos el efecto curativo en forma efectiva”, sentenció.

Malezas en poroto

En esta campaña hay una carrera por la siembra del poroto, las lluvias la venían complicando y las malezas iban a la par de los cultivos. Filipovich indicó: “En Summit Agro llevamos varios años en el cultivo. Hoy la problemática es que no tenemos poroto resistente al glifosato, por consiguiente la aplicación de herbicidas residuales de presiembra y preemergencia nunca se dejó”.

Con Sumisoya tenemos la gran ventaja que, primero, rotamos grupos químicos con respecto a otros herbicidas que también existen en el mercado, que son productos que al tener una baja solubilidad son importantes en estos años con precipitaciones están bastante altas, dijo.